Comparte este mensaje

¿La percepción que tú tienes de ti es la misma que tiene Dios? ¿Cómo te ve Dios? Muchas veces las personas nos colocan etiquetas que nos hacen creer que nos define, pero en realidad tenemos una identidad divina y Dios nos mira a través de esa identidad

No es raro ver que muchas personas Cristianas no tienen una buena percepción de sí mismas, quizás por una falta de conocimiento que les permita saber como Dios las ve. Tú ves lo que refleja el espejo, pero Dios te conoce de mucho antes  y sabe quiénes eres realmente y cuál es el potencial eterno que tienes.

Muchos entrenadores de vida (Coach) e incluso películas te dicen frases del tipo ¡se tu mismo! ¡Confía en tus capacidades! o ¡Si quieres ser fuerte, aprende a luchas solo!

Mucho tiempo de mi vida pasé divagando y consumiendo estas frases que parecían empoderarme y tener sentido, pero al cabo de un tiempo dejaban de efectuar un poder renovador que me ayudará a encontrarme a mí mismo. Muchas veces rogué a Dios que me mostrará quien era, me miraba al espejo una y otra vez con la misma pregunta en mente ¿Quién soy?

Para poder saberlo tuve que recurrir a las escrituras, así que lo primero que debes hacer es abrirlas tu también, allí encontrarás las respuesta a tu verdadera identidad y podrás aclarar la imagen que tienes de Dios, lo que determinará tu relación con Él.

Debes saber que fuiste creado a su imagen y semejanza (Génesis 1:26), eso no solo significa poseer un cuerpo físico, sino que tiene aptitudes y características divinas, fuiste creado a imagen de Dios. Él te creo y no te creaste a ti mismo, eres hechura suya, creado en la vida pre mortal (Efesios 2:10) y quién te ha amado desde antes de la creación de este mundo (Juan 17:24) y si has aceptado a Cristo en tu Corazón, te has arrepentido de tus pecados y has hecho convenios con Jesús de ser testigo de Él en todo momento y en todo lugar, entonces si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas (1 Corintios 5:17) entonces llegas a ser un hombre nuevo y el hombre viejo es crucificado conjuntamente con Jesús en la cruz, quien pago por tu pecados para que pudieras alcanzar su gracias (Romanos 6:6). Entonces, cuando tomas la decisión de seguirle ya no eres más esclavo del pecado y comienzas a servirle a la justicia, quien es Jesucristo! (Romanos 6:19)

Cuando llegas a comprender quién es Dios y la forma en que Él te ama, llegaras a comprender quien eres y todo miedo, toda preocupación, toda desesperanza se disipará y toda comprensión llegará, podrás ver y hacer cosas que antes no podías comprender y todo gracias a su infinito amor.

Te invito a que puedas sentir su amor aquí y ahora, porque aun en las mayores pruebas de tu vida puedes experimentar alegría y paz mediante el amor y la misericordia de Jesucristo. Lee a diario las escrituras, deléitate en ellas, no solo hallaras conocimiento, sino que conjuntamente podrás conocerte a ti como Dios te ha conocido.

Te prometo que no solo sabrás quien eres, sino que también fortalecerás tu relación con el Señor y descubrirás tu propósito en esta vida


close

Sé el primero en saber cuando compartimos un nuevo artículo

Suscríbete a nuestro boletín y únete a otros 1860 suscriptores.
Acepto las políticas de privacidad *

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Suscríbete a nuestro blog y únete a otros 1860 suscriptores.
Recibirás nuestras reflexiones en tu correo. Solo enviaremos artículos de gran valor ¡Lo prometo!

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Acepto las políticas de privacidad *
Comparte este mensaje

Author: Patricio Figueroa

Seguidor de Jesucristo y apasionado por su obra ~ Blogger en soypatriciofigueroa.com ~ Director y Conductor en santosconectados.com ~ Administrador de empresas ~ Emprendedor ~ 35 años ~ Casado ~ Padre de 3 Hijos ~ Pescador Deportivo.

Deja un comentario